El último adiós al Negro Rivadeneira

Dejó de existir este domingo 28 de junio una de las grandes glorias del fúbol rojense, como lo fue Lisandro “Negro” Rivadeneira, ganador nada más y nada menos de nueve campeonatos con su amado Club Argentino. Junto a una cantera de jugadores que marcaron un antes y un después en el fútbol de nuestra ciudad, destacándose “Chocho” Barreiro, siendo ambos los jugadores más ganadores de títulos de la institución del Barrio Unión.

Además, el “Negro" Rivadeneira fue arquero de la recordada selección de nuestra ciudad que llegó a las semifinales de la provincia de Buenos Aires en el año 1968, una época única e irrepetible, donde la gente llenaba las canchas para alentar a nuestro representativo.

Además de ser un triunfador en el deporte, lo fue en la vida, donde supo formar una gran familia, que lo colmó siempre de afecto, con la compañía de su amada esposa, Teresa Marcelina Heredia y sus tres hijas Elizabet, Gabriela y Vanina; también sus nietos: Florencia, Agustín, Gerónimo, Lara y Giulia.

El Negro fue reconocido en varias oportunidades por la dirigencia del Club Argentino, pero su mayor distinción la tuvo cuando impusieron el nombre de Lisandro Rivadeneira a la entrada principal del Estadio Venancio “Coco” Amichetti; como así también para la fiesta del 75 aniversario por haber sido el jugador más ganador con nueve trofeos en su haber y en la fiesta de 80aniversario, junto al resto de sus compañeros por su dilatada trayectoria con la camiseta albiceleste.

Querido Negro te fuiste del planeta tierra, dejando un estela de amigos, pero a partir del domingo seguramente te unirás a los amigos que te dio el fútbol, Chocho Barreiro, Mario Tulio, Coqui Onzari, y tantos otros, para hacer un picadito en el cielo, volar de palo a palo y disfrutar de lo que siempre te gusto: jugar a la pelota … hasta siempre, que descanses en paz.

 

El Negro Rivadeneira al centro, junto a Chocho Barreiro y Carlitos Comisso en la fiesta de los 75 años de Argentino

 

Categoría: