Luis María Martínez. Un grande del automovilismo rojense, múltiple campeón en la FRB 1.400

Hace pocos días estuvimos en Carabelas, más precisamente en la garita de Ruta Provincial 31, a metros de la entrada principal a la localidad de Carabelas, y justamente vimos a los Martínez, Facundo al volante, a Federico y a Luis María supervisando al tarea de su hijo, probando el auto a pesar de la pandemia; una familia fierrera como ninguna. En la sección deportes de la presente edición, Chispa quiere homenajear a un hombre que dejó todo por el automovilismo, consagrándose séxtuple campeón de la Fórmula Renault Bonaerense 1.400 en la época de oro del automovilismo zonal; también fue Cumbre de Oro en la Fiesta del Deporte en 1995. Toda una vida dedicada a los autos, desdelos 15 años participaba de la Peña “El Gato Negro”, participando de la preparación del auto en el Taller de Geijo; su primer auto fue un viejo Crespi que le compraron sus amigos de la Peña

 

En la FRB 1.400. Junto a su hermano Pedro en 1996, fue sextuple campeón (1993, 1995, 1996, 1997, 1998 y 2003);

 

Datos personales. Luis María Martínez. Nació el 13 de abril de 1956; padres: Pedro Abram Martínez y Ángela Lange; esposa: María Isabel Ferrero; hijos: Facundo, Federico, Macarena y Tomás.

 

¿Dónde naciste, recuerdos de la infancia, cómo nació la pasión por los autos?

“Nací en Rojas, pero mi infancia transcurrió en un pueblo chico como Carabelas, fue una linda infancia con muchos amigos. Recuerdo que había una Peña denominada “El Gato Negro”, apoyando a la categoría TC del 27, el auto se había hecho en el Taller de Geijo (era un chasis de un Palymond) y pertenecía a la Peña, los pilotos fueron Jorge Jacquelín y Pedro Matheu, participaban de carreras muy especiales, como por ejemplo “Las 24 horas de Santa Teresa” (algo así, no recuerdo bien, historias inolvidables del automovilismo a nivel local y nacional). Y yo con tan solo 15 años estaba todas las noches prendido en el taller para ver cuando preparaban el auto, desde chico me gustaban mucho los fierros. Además los acompañaba a las carreras y vivía todo lo lindo de la preparación y lo excitante de la carreras, eran una manera de empezar a disfrutar el mundo apasionante de los autos de competición”.

 

¿Cómo fueron los comienzos y en que categoría corrías, con que auto?

“En mis principios un grupo de amigos que les gustaba los autos de carrera pudieron adquirir un Crespi bastante viejo a Pereyra de Pergamino, en ese momento competían los Monoposto 850, lo empezó corriendo otro carabelense, Miguel Restaine, y un día me lo ofrecieron y sin haber manejado nunca nada más que el camión, empecé y no fue tan mal, y al poco tiempo, cuando pudimos armar un auto digno gané una carrera de no clasificados en Rojas, ese fue mi primer triunfo, De ahí en más fuimos escalando hasta lgrar un campeonato en Monoposto 850, para ir de lleno a la categoría Monosposto 1.400”.

 

 

¿Era muy sacrificado correr en tu época y cuantos campeonatos ganaste?

“No era más fácil que ahora, porque era menos profesional, de todas manera siempre el escollo final fue el dinero, por suerte me pude relacionar con gente que me dio mucha ayuda, preparadores muy buenos de la talla de Juan José Reybet que me acompañó en todas mis carreras deportivas y hoy lo hace también a nivel de los autos que corren mis hijos, Facundo y Federico, y gracias a Dios con toda esa experiencia y ayuda que él me dio pudimos ir hilvanando un buen equipo, me fui adaptando, había que correr en trazados de tierra y además de tener un buen auto, dependía de la mañas del piloto para que el auto no patinara, entre otras cosas, logré 6 campeonatos, más 5 de Facundo y 2 de Federico; la verdad que me hace sentir muy orgulloso de lo que he logrado de manera personal, pero más aún cuando veo que mis hijos también mamaron mi pasión por el automovilismo, eso no tiene precio, vale más que los trece títulos que ganamos en conjunto a lo largo de todos estos años”.

 

¿Cuál es el título que más recordas y porque?

“El que más recuerdo fue el último porque se había hecho muy competitiva la categoría FRB 1.400 en 2003, tenía que enfrentarme a pilotos que tenían muy buenos sponsors, con mucho dinero para gastar, lo ganamos en la última fecha y por un punto, en el Circuito Enrique “Titi” Sticoni de la ciudad de Pergamino, fue un momento único e irrepetible, de mucha adrenalina, por todo eso es el que más recuerdo

 

¿Fuiste Cumbre de Oro en la Fiesta del Deporte, que significo para vos?

“Realmente fue un gran orgullo representar a Rojas y a mi pueblo, ganando el Cumbre de Oro, como Deportista del Año en 1995, pero Carabelas siempre se caracterizó por tener varios pilotos, y que todos funcionaron bien, por ejemplo en el Rally, Monopostos, como Juan César Matheu, Catoca De Gaetani, Javier Geijo, Daniel Cudós, entre otros. La verdad que es muy lindo cuando te reconocen por lo que haces, además un premio es siempre una caricia al alma y un motivación para mejorar en lo que haces y no quedarte tan solo con eso”.

 

¿Cuándo te despediste del automovilismo como piloto?

“Después de vender el FRB 1.400 intentamos hacer algo con un auto del TC Zonal en 2007, no se dieron las cosas como lo pensábamos que íbamos a andar, era bastante difícil tener un buen auto, fundamentalmente por los costos y de ahí en adelante empezaron a empujar los chicos y llegó un momento que Facundo corría en la FRB 1.100 y yo en el TC Zonal. De todas maneras había tenido algunos resultados parciales muy buenos, pero el tiempo que le tenía que dedicar no eran los de otras épocas. Cuando Facundo empezó a lograr sus objetivos ganando dos campeonatos en la 1.100, eso fue el empujón a retirarme como piloto para empezar a apoyar a mis hijos y transmitirles toda mi experiencia”.

 

 

¿Los Martinez son sinónimo de automovilismo, también tus hijos Federico y Facundo salieron fierreros?

“Sí, por supuesto desde chiquitos siempre me acompañaron y después cuando comenzaron a crecer, empezaron a manifestar todo lo que mamaron desde temprana edad. Yo contento de poderlos ayudarlos y ofrecerles toda mi experiencia para que los caminos se acortaran y pudieran lograr, en el caso de Facundo, 4 títulos y en el caso de Federico, 2 campeonatos”.

 

¿Cómo seguís despuntando el vicio del automovilismo?

“En la actualidad y desde hace varios años estoy ayudándoles a los chicos en la preparación de los autos y en el TC Zonal el año pasado hemos participado en competencias de mayor nivel, fuimos al Bonaerense porque acá ha quedado prácticamente descartado, nos fue muy bien, fuimos a una carrera a La Plata, donde se logró salir segundo, pero para lograr los objetivos hay que contar con fierros buenos y con un presupuesto mejor, hay que hacer un buen motor, y ahí es donde se traba todo, porque el dinero sale del bolsillo nuestro y se hace muy difícil poder sostener la participación en la competencia. No obstante seguimos a pesar de la pandemia trabajando en el auto para estar preparados y cuando pase todo esto poder volver al ruedo”.

¿Qué significo el automovilismo para vos?

“El automovilismo para mí fue una de las partes más importantes de mi vida, todavía hoy sueño estar arriba de un auto, pero ya no se puede. Y como mensaje final a los que les gusten las carreras y lo puedan seguir haciendo, que lo hagan, porque la edad te limita, no se puede hacer más y duele mucho”.

 

6 títulos y 45 carreras ganadas

En la rica trayectoria de Luis María Martínez como piloto, fue séxtuple Campeón de la FRB 1.400 (1993, 1995, 1996, 1997, 1998 y 2003); ganó en 45 oportunidades, a continuación el historial de los triunfos de un corredor sensacional:

1988: Monoposto 850 cc; Costanero de Arrecifes (31 de julio); Del Lago de Colón (14 de agosto). 1991: FRB 1.400 cc: Costanero de Arrecifes (7 de junio); Islas Malvinas Villa Constitución (19 de julio); Costanero de Arrecifes (16 de agosto); Costanero de Arrecifes (6 de diciembre). 1993: FRB 1.400 cc.: Islas Malvinas de Villa Constitución (27 de junio); Club Pescadores de Rojas (1 de agosto); Livio Biasussi de Lincoln (29 de agosto); Club Pescadores de Rojas (12 de septiembre); Del Lago de Colón (17 de octubre). 1994: FRB 1.400 cc.: Club Pescadores de Rojas (15 de mayo); Club Pescadores de Rojas (14 de agosto); Costanero de Arrecifes (21 de agosto); Ciudad de Warnes (17 de septiembre); Costanero de Arrecifes (6 de noviembre). 1995: FRB 1.400 cc.: José M. Sánchez de Rufino (21 de mayo); Del Lago de Colón (10 de septiembre); Aurelio Bitochi de Roberts (12 de noviembre); Costanero de Arrecifes (29 de octubre). 1996: FRB 1.400 cc.: Club Pescadores de Rojas (12 de mayo); Club Pescadores de Rojas (1 de septiembre); Costanero de Arrecifes (27 de octubre); Ciudad de Bragado (17 de noviembre). 1997: FRB 1.400 cc.: Club Pescadores de Rojas (6 de abril); Barrancas de Baradero (27 de abril); José M. Sánchez de Rufino (29 de junio); Barrancas de Baradero (10 de agosto); Club Pescadores de Rojas (24 de agosto); Costanero de Arrecifes (21 de septiembre); Barrancas de Baradero (9 de noviembre); Costanero de Arrecifes (23 de noviembre). 1998: FRB 1.400 cc.: Costanero de Arrecifes (5 de abril); Club Pescadores de Rojas (17 de mayo); Costanero de Arrecifes (7 de junio); Islas Malvinas Villa Constitución (19 de julio); Costanero de Arrecifes (16 de agosto); Costanero de Arrecifes (6 de diciembre). 1999: FRB 1.400 cc: Costanero de Arrecifes (23 de mayo). 2000: FRB 1.400 cc.: Enrique Sticoni de Pergamino (29 de octubre); Costanero de Arrecifes (3 de diciembre). 2001: FRB 1.400 cc.: Costanero de Arrecifes (22 de abril); Parque del Paraná de San Nicolás (18 de junio). 2002: FRB 1.400 cc.: Barrancas de Baradero (16 de junio); Julio Cánepa de Chivilcoy (6 de octubre). 2003: FRB 1.400 cc.: (ganó tres carreras más que no figuran en las estadísticas).

Para cerrar los números de los Martínez, cabe destacar que en 2006 y 2007, en FRB 1.100 cc. y 2010, 2011 y 2013 en TC Zonal, Facundo se consagró Campeón en cinco ocasiones y Federico lo hizo en dos oportunidades, en 2010 FRB 1.100 y 2018 FR Agrupadas.

 

Leyenda. Luis María Martínez lleva el automovilismo en su sangre y siempre lo ha demostrado así

 

Los Martínez en familia. Año 2010 cuando Federico se consagró campeón el FRB 1100 y Facundo en el TC Zonal; junto a Luis María, María Isabel, Macarena y Tomás

 

Los Martínez. Federico, Luis María y Facundo; ese domingo Federico fue el ganador de la carrera en la FRB 1.100